Mentoring: algunas experiencias y consideraciones.

En la Odisea la diosa Atenea toma la apariencia del anciano Mentor para guiar al joven Telémaco  en su desarrollo personal. Este es el origen del Mentoring, proceso de desarrrolloo profesional en el que una persona experimentada (Mentor) ayuda a otra menos experimentada (Telémaco) a descubrir su potencial y avanzar en su desarrollo profesional. Al iniciar la vida laboral o incorporarnos a un puesto de trabajo es normal que tendamos a buscar por medios informales la figura del mentor en personas expertas en ese puesto de trabajo; pero en muy pocas ocasiones está debidamente formalizado el proceso, por lo que los resultados suelen ser limitados, tanto a nivel personal como de la propia organización, perdiéndose una buena parte del conocimiento implícito de las organizaciones.

Aunque los programas de mentoring están muy extendidos y su metodología consolidada (aunque no es homogénea) su cuerpo teórico no está tan desarrollado como su expresión práctica. Esto podría estra explicado en parte por el carácter multidisciplinar en el que quedaría fragmentada la teoría, así como por su carácter instrumental. Pero también  podría ser debido a la no correspondencia entre la teoría y los trabajos experimentales, motivado en parte por no usar definiciones homogeneas o no establecer fronteras con conceptos adyacentes como training, coaching, socialización o incluso amistad (en lenguaje más coloquial podríamos incluso hablar de colegueo). Estos aspectos están muy bien analizados en una revisión, tras la que proponen esta definición de mentoring:

Proceso de transmisión informal de conocimiento, capital social y apoyo psicosocial percibidos por quien los recibe como relevantes para su trabajo, carrera o desarrollo profesional; implica comunicación informal, generalmente cara a cara y durante un período prolongado de tiempo, entre una persona de mayor conocimiento, sabiduría, o experiencia (mentor) y una persona que tiene menos (protegido).

Cada vez son más frecuentes los programas de mentoring en organizaciones de todo tipo. Hay programas dirigidos por ejemplo a apoyar a jóvenes con riesgo de exclusión social, jóvenes emprendedores, formación de profesionales sanitarios, Pymes, desarrollo profesional en empresas y también en la administración pública.

Carlos Alvarez Dardet señala la importancia de la mentoría por parte de los salubristas que ya vamos siendo mayores.

Está muy bien desarrollado el programa de mentoring en la administración pública de USA y el de el Department of Health and Human Services también en USA. Como experiencia más próxima destacar  el Programa Mentoring de desarrollo individualizado de competencias directivas de la Junta de Andalucía del que se han celebrado tres ediciones, incorporado en la oferta formativa del IAAP y que dispone de un amplio panel de mentores.

Con el desarrollo de Internet y las redes sociales están surgiendo programas de mentoring muy interesantes entre los que destacaría el promovido por GovLoop. GovLop es una red social sin dependencia de institución u organización alguna a la que pertenecen más de 45.000 empleados públicos en USA. Una de sus iniciativas es su programa de mentoring, contando para ello con una plataforma que además de recursos y soporte para la mentoría facilita la búsqueda de mentores entre los que se ofrecen a ello.

Se abren nuevas posibilidades mediante la combinación de los métodos de mentoring y las redes sociales, pero no hay que olvidar que estos programas han de estar alineados con la estrategia de la organización. En el caso concreto del programa mencionado de la Junta de Andalucía, su origen estuvo en el proyecto de definición de las competencias de las personas directivas (niveles 28 y 30, jefes de servicio y subdirectores) en el año 2006 en el contexto de la aprobación del Estatuto básico del empleado público. Una vez definidas y validadas las competencias, se inició el proyecto de desarrollo personalizado de competencias directivas. Cada participante es evaluado en sus competencias por sus colaboradores, jefe y profesionales del mismo rango, generándose un informe personal. A partir de este informe se inician acciones de mejora de las competencias con el apoyo de técnicas de couching y formación grupal.

Entre las personas que han participado en este proyecto surgen los mentores, quienes en su primer año como mentor cuentan con formación específica y soporte experto. Una vez consolidados los programas tanto de competencias directivas como de mentoring, desde mi punto de vista el reto es consolidar una red social   con las personas que han participado en los mismos.

Anuncios

One thought on “Mentoring: algunas experiencias y consideraciones.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s